El Secreto Bancario y las Plazas Financieras Extraterritoriales

 

LAS PLAZAS FINANCIERAS EXTRATERRITORIALES Y DEL SECRETO BANCARIO

 

En algunas plazas financieras extraterritoriales y países con legislación protectora del secreto bancario se han efectuado considerables esfuerzos por minimizar la entrada de dinero de origen turbio mediante una reglamentación financiera más estricta. Además, pese a ciertos esfuerzos por reglamentar el mundo de la banca extraterritorial, no todos los países han actuado con igual diligencia y en algunos de los que la reglamentación es adecuada, su aplicación dista mucho de serlo. Más aún, cuando se presiona a algún refugio bancario extraterritorial para que aplique eficazmente una reglamentación adecuada, los demás refugios financieros suelen ser los principales beneficiarios.
La competencia entre las plazas financieras extraterritoriales se hace a través del ofrecimiento de servicios y dispositivos financieros técnicamente avanzados y de concesiones fiscales. Aunque algunos países son más innovadores que otros, la oferta no varía mucho de un país a otro por lo que la aplicación rigurosa del principio “conozca bien su cliente” puede poner a un refugio financiero en desventaja comparativa frente a otros refugios que ofrecen un mínimo de trámites y controles a sus clientes.Las propias plazas financieras extraterritoriales tienden, por su parte, a atraer clientes a través de la confidencialidad y otros servicios legítimos que protegen el dinero sin darles la reputación de “banca blanqueadora de dinero”.

Cuanto más riguroso y escrupuloso sea uno sobre la debida diligencia y la selección meticulosa de sus clientes, más probabilidades tendrán que algunos clientes trasladen sus negocios a otros lugares donde se les haga menos preguntas y se les pongan menos obstáculos.

Ahora bien, si una plaza financiera adquiere mala reputación como refugio de “dinero sucio” o guarida de la delincuencia organizada y de los traficantes de droga, entonces no sólo el dinero lícito se irá a otra parte a medida que las empresas honorables adopten medidas para no poner en riesgo su reputación sino que también los delincuentes más astutos se alejan para evitar delatarse a sí mismos por asociación.

La propia plaza financiera se verá expuesta a presiones externas que le piden que ponga en orden su casa. No es de sorprender, por ello, que la banca extraterritorial y el mundo del secreto bancario estén en evolución constante tratando de conciliar las exigencias contrapuestas de la competitividad y de la integridad. La posición competitiva óptima es la de no ser ni demasiado severo en la selección de los clientes ni demasiado acogedor con todo tipo de clientes.

Como resultado, no es posible presentar un cuadro definitivo de la banca extraterritorial y del secreto bancario. Se trata de un mundo dinámico y evolutivo en el que no cesan de introducirse cambios en las reglas y reglamentos, y en las oportunidades ofrecidas por cada plaza en su atractivo para el dinero lícito y para el producto del delito, así como en las presiones ejercidas sobre las plazas financieras extraterritoriales por la comunidad internacional, y en particular por los Estados Unidos, como parte de un esfuerzo continuo por combatir el tráfico de drogas, la delincuencia organizada transnacional y la financiación del terrorismo.

Destinos de blanqueo del dinero

La dificultad técnica para determinar cuándo un territorio, país o enclave geográfico es considerado como paraíso fiscal, hace que no exista entre las distintas organizaciones un criterio uniforme para determinar su número exacto.

Así, la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económico (OCDE) publicó en el Informe del año 2000 (todavía vigente,después de los escándalos de Panamá Papers y la lista Falciani) una lista con 35 países o territorios identificados como paraísos fiscales, sin embargo, la ONU tiene censados hasta un total de 74 territorios, aunque según otros estudios se han censado más de un centenar de territorios con estas características.

El ordenamiento jurídico español regula esta figura en el Real Decreto 1080/91, de 5 de julio, donde enumera hasta un total de 48 lugares:

            Europa : Principado de Andorra, República de Chipre, Gibraltar, República de Malta, Islas de Guarnesey y de Jersey, Principado de Liechtenstein, Gran Ducado de Luxemburgo, Principado de Mónaco, República de San Marino, Isla de Man.

            América: Antillas Neerlandesas, Aruba, Anguilla, Antigua y Barbuda, Las Bahamas, Barbados, Bermudas, Islas Caimanes, República de Dominica, Granada, Jamaica, Islas Malvinas, Montserrat, San Vicente y las Granadinas, Santa Lucía, Trinidad y Tobago, Islas Turks y Caicos, , Islas Vírgenes Británicas, Islas Vírgenes de EE.UU., República de Panamá.

            África: República de Liberia, República de Seychelles, Islas Mauricio.

            Asia: Emirato del Estado de Bahrein, Sultanato de Brunei, Emiratos Árabes Unidos, Hongkong, Reino Hachemita de Jordania, República Libanesa, Macao, Sultanato de Omán, República de Singapur, Islas Marianas.

            Oceanía: Islas Fiji, Islas Cook, República de Nauru, Islas Salomón, República de Vanuatu.

Relación que no incluye otros como Suiza, Costa Rica, Madeira, Gambia, Samoa, Belice, ni tampoco algunos estados de Estados Unidos.

Estados Unidos es uno de los principales destinos de blanqueo del dinero procedente de otros países. El informe sobre Money Laundering Threat Assessment (Evaluación de la Amenaza de Blanqueo de Capitales), elaborado por el Departamento del Tesoro junto con otras agencias gubernamentales, reconoce que las shell companies (sociedades pantalla) y el trust (fideicomiso) se han convertido en populares instrumentos dentro de los Estados Unidos para los blanqueadores de dinero de todo el mundo.

La competición entre algunos estados de este país por facilitar la creación de esta clase de entidades supone una seria amenaza de blanqueo de capitales. En general las shell companies no tienen una presencia física más allá de una dirección postal, no tienen ningún empleado y no fabrican ningún producto. Se trata de mecanismos utilizados para proporcionar a sus propietarios un anonimato total. Aunque pueden ser utilizadas para propósitos legítimos, acciones al portador, accionistas nominales y trust proporcionan a los delincuentes los instrumentos adecuados para ocultar su identidad a las instituciones financieras y a las autoridades.

Delaware, Nevada y Wyoming son conocidos como los estados más complacientes dentro de los Estados Unidos para la creación de estas entidades.

El informe reconoce la preocupación mostrada por las autoridades de Rusia y de otros países del este de Europa sobre el hecho de que las organizaciones criminales de sus países estén utilizando de forma intensiva las shell companies de Delaware para blanquear dinero. Según el FBI, a través de este tipo compañías y de sus cuentas bancarias se están blanqueando 36 mil millones de dólares al año procedentes de la antigua Unión Soviética.

 

Fuente:UGR